Contacto
11.6.2019

Tarjeta roja para microorganismos perjudiciales: asientos y pavimentos de PVC «como nuevos»

Todos nos hemos sentado alguna vez en el metro, en el comedor de la empresa, en un bar o en la sala de espera de un hospital en sillas o bancos con el tapizado agrietado. Esto no solo es desagradable a la vista, o en ocasiones repulsivo, sino al mismo preocupante desde el punto de vista higiénico. Pues la causa de estas grietas suelen ser los microorganismos que se asientan en la superficie del material, donde encuentran una excelente fuente de alimentación: el plastificante utilizado en el PVC o el cuero sintético.

Por más robusto que sea, el revestimiento de PVC está indefenso ante la acción de estos microbios. Salvo, claro está, que el polímero haya sido tratado con un aditivo antimicrobiano. Este no afecta en absoluto a las propiedades del producto, impide el asentamiento y la proliferación de bacterias e incluso permite que el material lleve el sello Oekotex. Las ventajas son varias: el material se mantiene como nuevo, tiene una vida útil más larga y no presenta un aspecto «vintage» o «shabby» involuntario, que denota el paso del tiempo. Una vez que la superficie está «herida», en estas grietas pueden instalarse los mohos y levaduras que encontramos también en el aire normal.

Empresas como Companies like MONTEIRO, RIBAS Revestimentos, SA o el Cotting Group emplean la tecnología Sanitized® en sus textiles revestidos con PVC, que se utilizan, entre otras aplicaciones, para los muebles de exterior.

Las medidas de limpieza habituales, como pasar un paño húmedo, solo tienen un efecto pasajero. Así lo ha confirmado un estudio sobre la higiene en los pavimentos de PVC, llevado a cabo en la Universidad de Manchester/Reino Unido.

El resultado es terminante: la clásica limpieza en húmedo prácticamente no reduce el número de bacterias y hongos, a diferencia de la función de protección antimicrobiana integrada de SANITIZED, como la que utiliza, por ejemplo, Wayflor®.

Esta medida de higiene conserva su efecto de forma duradera y también fuera de los ciclos de limpieza, es decir, las 24 horas del día y los 7 días de la semana.

We use cookies to configure this website optimally and to be able to continue improving this on an ongoing basis. By continuing to read this website, you declare that you agree to the use of cookies. Further information is available on the website Privacy Policy